Conoce las modalidades en control de gastos de tarjetas de crédito y sus adicionales

¿Has dejado de pagar tus tarjetas de crédito? Prestadero, la primera comunidad de préstamos entre personas en Internet en México, te orienta en 5 tips en cómo controlar tus gastos de tarjetas de crédito (TDC) y sus adicionales.

De acuerdo con reciente información de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), al cierre de 2021, las instituciones de crédito reportaron 25.7 millones de créditos a través de tarjetas de crédito. De estos, 12.6 millones fueron otorgados a mujeres. El saldo total de esta cartera representó 388.6 mmdp, de los cuales, 42% estaba asignado a mujeres. Durante 2021, el índice de morosidad promedio de los créditos otorgados a hombres fue 3.9%; mientras la cartera otorgada a mujeres reportó una morosidad de 3.6%.

El índice de morosidad se calcula como la relación entre cartera vencida y cartera total. Este indicador representa la tasa de incumplimiento de los clientes, por lo cual es un buen dato de riesgo de una cartera.

La cartera vencida de Prestadero de 6.9% en créditos personales, mucho más baja que los bancos e incluso que en prepandemia. En Prestadero destacamos una marcada tendencia a la baja de la morosidad, lo que nos tiene muy motivamos en seguir apoyando a nuestros clientes, que más del 48% son recurrentes al solicitar un crédito en la plataforma, comenta Gerardo Obregón, Fundador y Director General de Prestadero.com.

¿Cómo controlar los gastos en tarjeta?

Las tarjetas de crédito son un arma de doble filo: te pueden dar oportunidades para una mejor calidad de vida o acabar con tus finanzas, tu tranquilidad, incluso tu futuro. Aquí te explicaremos cómo usar una tarjeta de crédito para evitar descalabros en tu economía.

Lo primero que debes saber es que una tarjeta de crédito es cómo dinero en efectivo que te ha prestado el banco. Es un mecanismo para financiarte, y al usarla adquieres una deuda que debes pagar al final del mes.

Con tu tarjeta puedes hacer tus compras normales y pagarlas más adelante, o bien comprar a meses sin intereses; puedes pagar con pequeños pagos mensuales. Esto es para adquirir productos o servicios de precio muy alto y que no puedes pagar de contado.

Existen 4 cosas de que debes recordar siempre:
 

  1. Tu capacidad de pago. Aunque este es un análisis que hace el banco para determinar tu línea de crédito debes recordar siempre cual es el monto máximo que puedes pagar por mes.

    Para hacerlo resta a tus ingresos tus gastos ordinarios como son la despensa, pago de servicios, renta, etc. Si después de hacer cuentas aún te queda dinero disponible entonces esa es tu capacidad de pago mensual: no puedes adquirir deudas cuyo monto mensual supere tu dinero disponible, o de lo contrario corres el riesgo de caer en impago.
     
  2. Tu fecha de corte y tu fecha de pago. La fecha de corte es el día del mes en que se hará el recuento de todas tus compras durante los últimos 30 días. Y a partir de ese momento tienes 20 días para pagar, hasta tu fecha límite de pago.

    Si tu línea de crédito es de $15 mil pesos y durante el mes compras un smartphone de $13 mil, pero olvidaste hacerlo a meses sin intereses; tienes hasta tu fecha límite para pagar los $13 mil en una sola exhibición.

    Hay quienes tienen más de una tarjeta de crédito, y seguramente no coinciden las fechas entre sí. Para ello te recomendamos tener un archivo en Excel con las tarjetas y sus respectivos tiempos.
     
  3. Comisiones y recargos. Ten presente siempre las comisiones que te cobran los bancos o tiendas departamentales, e incluso algunas instituciones hacen recargos por no usar la tarjeta, así que es bueno tenerlas presentes para evitar cobros innecesarios.
     
  4. La tasa de interés anual y pagos mínimos. Es sumamente importante conocer la tasa de interés anual y los pagos mínimos, es básico para saber cómo usar una tarjeta de crédito.

    La tasa de interés es el porcentaje que incrementaría tu deuda en caso de que dejes de pagar. De esa manera tu deuda crece interés sobre interés.

    Los pagos mínimos son la cantidad que requiere tu banco para no reportarte a Buró de Crédito en mora. De esta cantidad sólo una parte va al pago de capital (mínimo el 1.5%) y el resto al pago de intereses.

    Si compras a meses sin intereses divide el valor de tu compra entre el número de meses que piensas pagar y la cantidad resultante es el pago mensual que debes hacer para liquidar tu deuda de forma satisfactoria. Si pagas menos que eso, sólo el pago mínimo, tardarás más tiempo en terminar de pagar.
     
  5. Las adicionales. No olvides las tarjetas adicionales que sacaste para tus familiares o amigos, esas también suman a tus deudas por lo que deberás ponerles un límite de uso y tenerlas presentes en tu hoja de control de gastos.


Entonces, ¿si gastas más de lo que deberías? Ponte un alto antes de que sea demasiado tarde para tus finanzas. Si eres de las personas que no tienen control cuando va de compras y quieres comenzar a erradicar ese mal hábito, entonces un buen comienzo puede ser poner atención los 5 tips anteriores. Las aplicaciones de tarjetas pueden ayudarte a dar el primer paso ya que algunas apps cuentan con una modalidad de control de gastos.

Este método te ayudará a administrar mejor tu dinero.Ahora ya tienes las bases sobre cómo usar una tarjeta de crédito y evitar endeudarte más allá de tu capacidad. Recuerda que la tarjeta de crédito es dinero que debes pagar, esa es la premisa para evitar descalabros, concluyó Obregón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.