More than at any other time, 2020 was the year of the home delivery, with few signs of online shopping slowing in 2021. However, the rise in digital retail has placed increased pressure on courier services to dispatch more goods to our doorsteps – and to do so more quickly and efficiently.

Compras en línea más rápidas y sostenibles con Ford

Si bien el 2020 significó muchos retos para todos, el año que marcó el final de la década está, considerado como el año de las compras en línea y las entregas a domicilio, ya que esta tendencia se incrementó mucho más que en cualquier otro momento de la historia reciente y hoy en día, son pocos los argumentos que indiquen la disminución de esta tendencia en 2021.

 El comercio digital presenta nuevos desafíos para los servicios de mensajería:  una mayor cantidad de envíos de productos de forma más rápida y eficiente.

Por esta razón, Ford está trabajando en conjunto con Hermes, la compañía multinacional de reparto con gran presencia en Europa, para poner a prueba un servicio de mensajería sostenible que podría reducir el impacto de las entregas de paquetes en las ciudades y hacerlas más precisas, con un enfoque innovador diseñado para contribuir a un aire más limpio y calles más libres.

El software inteligente MoDe:Link de Ford coordina a las camionetas de reparto con los equipos de mensajería, identificando lugares seguros para que los conductores se estacionen a una distancia cercana de varias direcciones de entrega, para que, a partir de esa ubicación, el último tramo del viaje se realiza a pie.

La iniciativa ayudaría a lograr el uso más eficiente de las camionetas en las calles, además de apoyar a combatir la contaminación atmosférica y reducir la congestión vial.

«Ser más inteligentes en la forma de entregar los paquetes en el futuro permitirá a los transportistas operar de forma más sostenible y eficiente, a la vez que ofrecemos una mejor experiencia a los clientes. Nuestras pruebas con Hermes han demostrado que las entregas multimodales pueden ser escalables y eficaces, incluso en las épocas de mayor actividad del año», mencionó Tom Thompson, jefe de proyecto de Ford Mobility

Entregas inteligentes

MoDe:Link, el software de logística inteligente de Ford, identifica lugares seguros e ideales para las entregas de los repartidores y coordina a estos equipos mientras realizan las entregas entre edificios, complejos empresariales y residenciales.

Los repartidores utilizan una aplicación en sus smartphones que les indica la ubicación de la camioneta y les muestra las mejores rutas y el recorrido más económico para entregar los paquetes. La aplicación está integrada con los sistemas de seguimiento de Hermes, la cual permite que los clientes tengan visibilidad en tiempo real del estado de sus entregas.

El sistema coordina el viaje de principio a fin de cada paquete, garantizando que las entregas sean tan eficientes y sostenibles como sea posible, sin importar si es en la primera milla desde el almacén por carretera o en la última milla hasta la puerta de entrega.

Con un enfoque inicial en Londres, Ford y Hermes estudiarán la posibilidad de ampliar el proyecto piloto a otras zonas del Reino Unido.

La entrega de la última milla es sólo una de las formas en las que Ford se encuentra analizando la manera en que las tecnologías conectadas pueden ayudar a mejorar la calidad del aire en las ciudades. Un estudio reciente en tres ciudades europeas mostró cómo el blockchain y el dynamic geofencing pueden complementar a los vehículos híbridos eléctricos, como la Ford Transit Custom PHEV, para contribuir a mejorar la calidad del aire, beneficiando a las ciudades y a sus habitantes.

Señales de éxito

Hermes es uno de los principales especialistas en entregas en el Reino Unido, tan solo el año pasado gestionó más de 630 millones de paquetes.

La asociación de ambas marcas se llevó a cabo en septiembre con el equipo del Laboratorio de Innovación de Hermes, iniciando con una prueba en una zona del centro de Londres durante una de las épocas del año de mayor actividad de entregas.

La prueba piloto se realizó durante la época navideña, respondiendo a una demanda nunca antes vista en el servicio de entregas a domicilio. Junto con un equipo de ocho repartidores por tres diferentes áreas, dos camionetas Ford Transit entregaron el mismo número de paquetes que seis camionetas que hacían entregas convencionales a domicilio, haciéndolo de forma más rápida y eficiente.

El factor humano

En un sector que ha tenido que contratar repartidores para satisfacer la demanda de los consumidores, el modelo de entrega a pie abre la puerta a posibles trabajadores que no necesitan conducir ni tener un vehículo.

Los repartidores a pie realizan sus entregas de hasta cincuenta paquetes por turno, lo que les permite mantenerse en forma y también le permite aprovechar de modelos de trabajo flexibles que se adapten a los compromisos familiares.

Durante la prueba piloto de Ford, la plantilla de repartidores a pie incluía personal de hotelería que no podía trabajar en su actividad habitual debido a las medidas de cierre derivado de la contingencia sanitaria.

«Estamos explorando nuevas iniciativas de entrega que puedan reducir las emisiones para la entrega de la última milla como parte de nuestro compromiso con la sostenibilidad, y para estar también preparados para la nueva legislación que llega a las ciudades, como las zonas de emisiones bajas. Además, este modelo operativo es fácil de ampliar para satisfacer la creciente demanda de entregas a domicilio y abre el trabajo de mensajería a nuevos empleados que ya no necesitan conducir o ser dueños de un vehículo», dijo Carl Lyon, director de operaciones de Hermes UK.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.